Más de lo mismo, más 30 días de cautiverio

Bukele volvió en otra larga cadena nacional este domingo 17 de mayo a su fatigoso estilo de hablar del fracaso de las grandes potencias en la lucha contra el coronavirus como parte de su esfuerzo para disimular el desastre provocado por sus decisiones en nuestro país.

Erróneamente también aseguró que esta es la peor catástrofe de la humanidad, omitiendo datos históricos, posiblemente por desconocimiento  o no tener la formación académica esperada de un dignatario, y olvidó la pandemia de gripe española de 1918 que provocó 50 millones de fallecidos e incluso la primera y segunda guerras mundiales, que también provocaron decenas de millones de muertes cada una.

De esta pandemia habló de muertos en las aceras e hizo ejercicios de yoga en plena cadena nacional, dijo cualquier cosa menos lo que los salvadoreños necesitábamos escuchar de un presidente de la República,  lo primero donde está,  por qué se esconde y no da la cara, dónde está el plan de contención para combatir la pandemia,  cuál es el plan de reactivación económica y cuánto se ha gastado en el manejo de la emergencia.

No hubo respuestas a ninguna de estas inquietudes de la población ni permitió preguntas, pues según Bukele con su neurótico discurso debemos tener suficiente.

Lo más peligroso es que sigue el desastre social y económico generado por su prepotencia e ignorancia en el manejo de esta crisis,  y lo que más temor causó fue su frase «nada se interpondrá entre el pueblo salvadoreño y Dios». Ahora, Bukele, además de hablar con  Dios, ¿estará pensando serlo?

No quiero imaginar a nuestras esposas, hijas,  madres y hermanas usando burkas o sin posibilidad de tener educación por inspiración divina.

En fin, Bukele sólo transmitió en su discurso en cadena nacional más de lo mismo y justificando su prepotencia e incompetencia, reconociendo que puede romper el sistema democrático, emitiendo decretos para los cuales no está facultado y que si se le antoja, puede secuestrar a toda la sociedad salvadoreña por 30 días más.

18 de mayo de 2020

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *